paciente amenaza médico

Paciente amenaza a su médico, una realidad cada vez más común

9 minutos

Resulta impactante seguir conociendo casos de médicos que reciben amenazas, tanto verbales como físicas, por parte de sus pacientes. Lo cierto es que estos sucesos vienen ocupando los titulares de nuestra prensa nacional. En anteriores entradas del blog te comentábamos que, desde Uniteco, atendimos el año pasado a más de 100 solicitudes de asistencia jurídica de agresiones por pacientes, artículo que te invitamos a leer.  

La Ley Orgánica del Código Penal, que contempla los delitos a sanitarios, asigna cuatro años de cárcel a los agresores. Dicha Ley ha sido fundamental para la lucha contra las provocaciones. Lesiones, amenazas, coacciones, maltrato, injurias, hurto y/o vejaciones son la mayor parte de las más de 2000 agresiones que han sufrido los médicos en España en los últimos 10 años. 

¿Cuáles son las causas por las que un paciente agrede a su médico? 

  • Causas de las agresiones a médicos:  
  • Las discrepancias en la atención recibida (40%) 
  • Falta de entendimiento personal (15%) 
  • Que el médico no recete lo que el paciente pide (12%) 
  • Redacción de informes que no cumplen las exigencias del paciente o el tiempo tardado en ser atendido (10%) 
  • Mal funcionamiento del centro u hospital (7%) 
  • Tipos de ataques más comunes:  
  • Amenazas (56%) 
  • Insultos (32%) 
  • Agresiones físicas (12%) 
  • Ubicación de los casos denunciados:  
  • Centros Públicos (87%) 
  • Atención Primaria (84%) 
  • Urgencias (16%) 

¿Por qué han aumentado las agresiones a médicos en España? 

Las agresiones a los médicos han seguido aumentando en los últimos años según el Observatorio Nacional de Agresiones de la Organización Médica Colegial. Si hablamos del número de casos denunciados por Comunidades, Andalucía ocupa el primer puesto, seguida de Cataluña y Madrid. Lo cierto es que, habría que valorar si el aumento de los sucesos que se ha experimentado se debe a la mayor concienciación de los sanitarios a la hora de denunciar y reportar sus casos de agresiones.  

paciente amenaza médico

Por otro lado, los recortes en Sanidad han tenido algo que ver. Las listas de espera han aumentado, así como consultas masivas sin dejar a un lado el poco tiempo que se le da con cada paciente. Otro de los motivos se centra en el desacuerdo de opiniones entre los profesionales y los enfermos.  

¿Cómo ha cambiado la relación médico-paciente? 

La relación entre médicos y pacientes ha experimentado una gran evolución. Sobre todo, por el auge de las tecnologías, las comunicaciones y el rápido acceso a la información para los médicos y pacientes.  

  • 1930-1980: Desde los inicios del siglo XX el vínculo se consideraba más paternalista. El médico era el único con acceso a la información y solía imponer el tratamiento o diagnóstico sin discusión. La dinámica empezó a experimentar sus primeros cambios. Por lo que los médicos ya no son las únicas fuentes de información para el paciente, lo que provoca que exista un proceso más natural para buscar una solución al problema. 
  • 1980-2000: Ya en los años 80, ambos empiezan a trabajar juntos para tomas ciertas decisiones de acuerdo con las necesidades y preferencias del paciente. Esto produce que se establezcan los consultorios, tal y como los conocemos hoy en día.  
  • 2000 hasta la actualidad: Desde el acceso a internet los pacientes cuentan con mucha información al alcance de su mano. Ahora él puede hacer una investigación profunda sobre lo que puede o no hacer por sí mismo antes de asistir a la consulta. Sin embargo, el diagnóstico médico siempre es necesario

En definitiva, son diversos los tipos de agresiones que sufren día a día los profesionales de la salud, así como las causas que suelen provocarlos. Este tipo de delitos ha seguido aumentando con el paso de los años. A pesar del cambio en la relación del médico y el paciente, ya que este cuenta con toda la información que necesita gracias a internet, el diagnóstico y la labor del profesional siguen siendo fundamentales. 

​ ​

Deja un comentario

No hay comentarios

Todavía no hay ningún comentario en esta entrada.

​ ​

Subscribe to our newsletter

Suscríbete al blog

Subscribe