¿Puedo cambiar de especialidad durante el MIR?

¿Puedo cambiar de especialidad durante el MIR?

Dermatología, Interna, Familia, Plástica, Trauma,… y así hasta más de 40 especialidades diferentes son las que los graduados en Medicina pueden elegir para especializarse. En esos momentos entra cierto vértigo, ya que se trata de elegir la especialidad médica a la que vas a dedicarte el resto de tu vida.

Una vez elegida, no hay marcha atrás. ¿O sí? El cambio de especialidad una vez comenzado el MIR es complicado pero posible. Muchos optan por acabar la residencia, volver a presentarse al examen MIR y tratar de sacar un buen número para elegir otra especialidad. No es fácil, ya que cada año se presenta unos 12.000 candidatos para algo más de 6.000 plazas.

Hay casos sonados. El número 1 de 2014 eligió Dermatología, y cinco años después ha sacado el número 2 para elegir Anatomía Patológica. Muchos lo consiguen, pero esperan hasta tener una especialidad para volver a especializarse en una segunda.

Los cambios son excepcionales, y así lo contempla el RD 183/2008, y se evalúa cada caso individualmente. Los requisitos son los siguientes:

  • Se tiene que hacer dentro de los dos primeros años de formación.
  • El cambio debe ser para el mismo centro o, al menos, la misma comunidad autónoma.
  • La plaza a la que desea cambiarse, debería haberse podido obtener con el número obtenido en el examen MIR.
  • La solicitud debe responder a razones excepcionales, no vale un simple capricho.
  • No se puede realizar si ya se ha hecho un cambio de especialidad previo.
  • Si lo que se pretende es optar a un cambio fuera de la comunidad autónoma, no queda más remedio que repetir de nuevo el examen.

En el caso de querer iniciar este proceso, el residente debe elaborar un escrito a la Comisión de Docencia de su centro en el que debe exponer las razones excepcionales por las que se solicita el cambio. La Comisión de Docencia debe emitir un informe al organismo responsable de la formación médica especializada de su comunidad autónoma. Ésta solicitará un informe a la Comisión de Docencia, para elaborar a su vez otro informe sobre la solicitud que traslada al Registro Nacional de Especialistas en Formación del Ministerio.

Al mismo tiempo las Comisiones Nacionales de las especialidades implicadas emitirán otro informe. La Comisión de la especialidad de destino tendrá que determinar las condiciones del traslado en caso de ser aceptado. Finalmente será la Subdirección General de Ordenación Profesional del Ministerio de Sanidad la que resolverá con toda esta información y se lo comunicará a todos los organismos que han intervenido, además de al interesado.

No existen plazos fijos emitir una resolución pero, a pesar de todo este proceso burocrático, el proceso suele tardar cinco o seis meses.

Lee el artículo completo en Lex Sanitaria.

Por |mayo 28th, 2019|Médicos|Sin comentarios

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información

ACEPTAR
Aviso de cookies